Veneno

frio-3

[es la semana de los barbudos. Quizá, si tuviera todavía algo de barba el viento frío que se despereza no abriría mis labios. Mi bálsamo no es una crema ni tampoco una pomada…]

en mi vientre nació un bestiario
no apto para corazones de cristal.

decidí ahorrarme durezas,
no suturé ninguna de mis excusas
y en las esquinas sanguinolentas me escondí
para hacer más suave nuestra travesía

quizá todo en mí sea escarcha,
solo el veneno haya empapado mis raíces.

[ined.]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s