Poesía ante la sala de degüello

34189150_1928015727243233_5049157308295151616_n
Un amor y un amor y mucho más

[esbozo rápido, profundizaré]

un mantel verde ante la sala de degüello. Disponemos el contenido en diversas secciones alineadas: antologías y poesías reunidas, mujeres, hombres, los víctores, el volumen de Mercedes Cebrián algo destacado, por supuesto. Consideraciones: Diva de Mierda ha sido el libro más hojeado y el que más veces hemos tenido que explicar; quizá también el más complicado de vender. ¿En qué rincón colocamos a Pontus Lindh? Leo El silencio de Greta Garbo antes de comer tallarines con soja, almejas y olivas: la contundencia, no obtuve respuesta. Colocamos a una supuesta top de cartel un libro en inglés, el único, de la editorial. No disfrutamos de Bolero Mix.  Y mientras, setenta cisnes y mariposas entregadas: como punto de libro, como reclamo decorando las extremidades de cada libro o colocadas en los dedos de niños sub12…

don Antonio Gamoneda sabe mucho: lo dicen sus ojos y su voz estanca. Es inevitable pensar en el final, quizá abierto o demasiado cerrado.

una señora me espeta que no compra poesía, que únicamente la que le gusta oír. Sin compromiso alguno, aviso, leo un poema de La forja. La señora reacciona entre sorprendida y estafada, adquieriendo mi libro. Marcha rápido del puesto lamentándose por ser la víctima de sus evasivas.

conforme pasan las horas creo que Ferran Fernández sería capaz de convencer a los huesos más duros del Congreso a que votaran una moción en contra de sus intereses o euskocupones. Disfruta del cuerpo a cuerpo, habla con cualquiera que ofrezca una hebra de conversación. Le escuchamos atentamente, vamos sobre aviso: entre sus chascarrillos hay demasiada verdad.

bien harían algunas mainstream victims dejar de observar detenidamente el relieve de su ombligo. A mí las partidas de póquer con dos barajas nunca me han gustado. Y quien desde la colina de presunto ganador se cree superior supremo ante el desprecio muestra un fondo insano.

pasaron, entre otros Susana Szwarc, Fernando Díaz San MiguelMiguel Ángel Gallardo, Ángel M. Espada, Ángel Cerviño, Laura Casielles, Olga Ayuso, los compadres de Catafixia a los que devolvimos visita en la FILM el domingo por la tarde; Eugenio Sánchez Salinas, Bolo Hipólito… amigos algunos, otros casi, quizá lo serán.

continuará…

Foto: propiedad de Miguel Ángel Gallardo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s